Propiedades en zonas de afectación ambiental pagarán menos por bienes inmuebles


Propiedades en las márgenes de los ríos Quebrada Seca y Bermúdez podrán gozar del beneficio.
Propiedades en las márgenes de los ríos Quebrada Seca y Bermúdez podrán gozar del beneficio.
  • La Municipalidad ha recibido 498 declaraciones de propiedad para disminuir valor de los terrenos

Roberto Rodríguez Sánchez

[email protected]

Aquellas propiedades que se encuentran en zonas de afectación de nacientes o ríos, o bien se encuentren en áreas con alta vulnerabilidad hídrica, pagarán menos por el impuesto a los bienes inmuebles.

Esto se desprende de una directriz emitida por el Órgano de Normalización Técnica (ONT) del Ministerio de Hacienda, el cual es el ente especializado y asesor obligatorio de las Municipalidades en materia de bienes inmuebles, de acuerdo al artículo 12 de la Ley del Impuesto Sobre Bienes Inmuebles.

De esta manera, las propiedades que se encuentren en zonas de vulnerabilidad extrema por su cercanía a acuíferos, tendrán una disminución del 85% en el valor del terreno. Las que se encuentren en zonas de vulnerabilidad alta, un 25%, y aquellas ubicadas en zonas de vulnerabilidad media un 15%.

Asimismo, las propiedades que contengan humedales o zonas de protección de ríos y nacientes ostentarán una disminución del valor del terreno del 100%.

Por su parte, los predios ubicados en zonas de vulnerabilidad baja no tendrán ninguna disminución en el valor del terreno. 

Según menciona el memorando “UBI-MEM-025-2021”, enviado por la Unidad de Bienes Inmuebles de la Municipalidad al Concejo Municipal, las directrices no establecen “una exoneración, exención o no afectación que se pueda aplicar de forma inmediata, sino que dicho órgano establece un método de valoración solo para el terreno con afectaciones”.

De acuerdo con la Unidad de Bienes Inmuebles, la aplicación del nuevo procedimiento de valoración fijado por la ONT comenzó a implementarse por la Municipalidad de Belén hasta el 2021, debido a varias dudas que dicha Unidad tenía con algunos predios que presentaban algún tipo de afectación.

Ante ello, se realizaron las consultas pertinentes a la ONT para aclarar la implementación de las directrices, las cuales fueron generadas desde 2019.

A octubre de este año, la Unidad de Bienes Inmuebles había recibido 498 declaraciones de propiedad a las que se les aplicó, en su mayoría, la afectación por vulnerabilidad y por zonas de protección. El nuevo valor de las propiedades se verá reflejado en el 2022.

Limitación en el sistema

Además de las labores realizadas, la Unidad de Bienes Inmuebles detalló que debido a limitaciones en el sistema se trabaja con terrenos baldíos, afectados en su totalidad por la Ley Forestal y humedales.

“En este caso, aunque no se trate de exoneraciones, se pueden incluir dichas fincas en el sistema municipal como exoneraciones indefinidas, lo que permitirá aplicar el  beneficio de forma inmediata e indefinida”, detalló la Unidad de Bienes Inmuebles.

“Por ahora tenemos un inventario de 167 fincas para aplicar el procedimiento; no obstante, nos encontramos a la espera de que la empresa DECSA resuelva un error que se presentó. Para el año 2022, por medio del proceso de recepción de declaraciones se trabajará con el resto de las fincas, respetando el plazo de vencimiento del valor”, agregó. 

Aplicación genera polémica 

En sesión del Concejo  Municipal del 4 de noviembre, el funcionario municipal de la oficina de bienes Hermes Murillo expuso los alcances de la nueva modalidad de cobro, dentro de lo expuesto aseguró que quien desee ampararse a la nueva directriz y recibir la disminución deberá apersonarse a la Municipalidad a realizar la actualización de la declaración.

Murillo, además, indicó que la disminución aplicaría hasta el año 2022, lo que generó reacciones de los regidores quienes manifestaron que la directriz es del año 2020 por lo que su acatamiento ya debería ser obligatorio y vinculante. 

Por su parte, otro de los temas que ha causado controversia es la divergencia entre los mapas que utiliza la Municipalidad para determinar si una propiedad está dentro de alguna área de protección o fuera de ella, ya que algunos incluyen ciertas zonas que son excluidas en otros mapas. 

Anterior Casos activos de COVID-19 en Belén están en lo más bajo del año
Esta es la Publicación más Reciente.

No Hay Comentarios

Dejar Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *