diciembre 12, 2022

Programa de compostaje doméstico evitó el envío de 741 toneladas al relleno sanitario

El programa se implementa en hogares, instituciones y empresas del cantón.

El programa se implementa en hogares, instituciones y empresas del cantón.

  •  Cifra es el acumulado entre 2020 y 2022

[email protected]

El programa de compostaje doméstico implementado por la Municipalidad ha evitado el envío de 741 toneladas de residuos al relleno sanitario, lo que equivale a 61,7 camiones recolectores entre el 2020 y 2022.

Esta cifra se desprende del oficio ASP-SAB-070-2022 remitido por el Subproceso Saneamiento Ambiental Básico de la Municipalidad, ente encargado de la gestión de residuos en el cantón.

Asimismo, el oficio indica que mediante las acciones llevadas a cabo se ha evitado la emisión de 690 toneladas de dióxido de carbono a la atmósfera en el periodo analizado.

Por su parte, el programa ha tenido una inversión de ¢43.415.086 y, se estimó una Tasa Interna de Retorno del 15,88, la cual considera una proyección del 2020 al 2025.

Las medidas tomadas se enmarcan en lo regulado por la Ley para la Gestión Integral de Residuos (Ley N° 8839) y su reglamento, así como lo establecido por el Plan Municipal para la Gestión integral de los Residuos Sólidos del Cantón de Belén.

La inversión

Para este proyecto, en 2019, la Municipalidad obtuvo ¢37.523.055,22 a partir de fondos no reembolsable del “Fondo Transforma residuos en recursos”, financiado por la agencia de Cooperación Internacional del Gobierno Federado de Alemania (GIZ) y administrado en Costa Rica por la Fundación Costa Rica-Estados Unidos (Fundación CRUSA).

Dichos recursos correspondieron a capital externo que se incluyeron al presupuesto extraordinario municipal con la autorización de la Contraloría General de la República.

 Por su parte, la Municipalidad de Belén invirtió, inicialmente, recursos propios por la suma de ¢12.602.440,00. A partir de junio de 2021, la Administración asumió la totalidad de la inversión.

Tecnologías utilizadas

El programa de compostaje doméstico está estructurado en dos principales componentes, las composteras dirigidas a los hogares y las de carácter comercial-institucional.

En el caso de las composteras domiciliarias, se emplea el sistema de compostaje por tecnología tambor rotatorio y el cilíndrico o torre por sistemas de capas de descomposición. Actualmente, la Municipalidad ha invertido en 301 y 143 unidades para el primero y el segundo, respectivamente.

Por su parte, las composteras comerciales – institucionales incluyen dos modelos que se basan en los criterios de capacidad de procesamiento por semana de residuos, tamaño y velocidad de producción.

En 2022, la Municipalidad adquirió las primeras 4 composteras de tamaño comercial. Dos de las composteras contienen un sistema de compostaje por tecnología de tambor rotatorio con capacidad de 35 a 40 kg de residuos semanales, mientras que las otras dos poseen una capacidad de 80 a 85 kg.

De acuerdo con el oficio remitido, los usuarios seleccionados podrán recibir el sistema de compostaje, un proceso de capacitación sobre la gestión de residuos orgánicos, y obtendrán un reconocimiento público.

Además, pueden acceder al otorgamiento de una tarifa preferencial aplicada al servicio de gestión de residuos. Cabe destacar que este beneficio se brindará únicamente cuando se haya demostrado el uso adecuado del sistema por mínimo 3 meses.

Los residuos orgánicos en el cantón

 En 2013, de acuerdo con el oficio, se realizó un proyecto piloto de gestión de residuos orgánicos en Calle La Gruta donde participaron 35 familias en la recolección y elaboración de compost mediante los residuos de la cocina,

Este surgió como una alternativa al proyecto de “centro de transformación de residuos orgánicos bajo modelo centralizado». Esto debido a que, aunque el proyecto centralizado había sido aprobado por la Administración y el Concejo Municipal en el año 2014, el costo del proyecto y su implementación no contaron con fuentes de financiamiento”, menciona el informe.

Para el 2017, se realizó un estudio de factibilidad y un perfil de proyecto para el Centro de gestión de residuos orgánicos; no obstante, careció de fuentes internas y externas de financiamiento para poner en marcha la primera etapa del proyecto.

Ante esto, se incluyó un sistema descentralizado para que se operara en la fuente de generación de los residuos en el Plan Municipal para la Gestión Integral de los Residuos 2016-2021. 


Roberto Rodríguez Sánchez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.