Presas en la carretera impulsaran a la bici como medio de transporte


Una concurrida asistencia participó en el taller de ciclismo urbano

Redacción El Guacho

redaccion@periodicoelguacho.com

Las enormes presas y el caos que se vive en prácticamente todas las vías de  nuestro cantón y en todo el país son los mejores aliados para el posicionamiento de las bicicletas como el medio de transporte ideal.

Las horas que viven los costarricense encerrados en sus carros metidos en una presa interminable hará que tarde o temprano más gente vuelva a ver a las bicicletas como la solución para ir y venir de sus trabajos.

Al menos esa es la teoría que sostiene el colectivo BiciBus, al trabajo en bici, quienes recientemente visitaron nuestra comunidad para impartir un taller sobre ciclismo urbano, un encuentro organizado por Belén Cletea.

“Las presas y la cantidad de tiempo que gasta el costarricense promedio dentro de un carro, cada día es mas mayor, llegará un punto donde sea insostenible y la gente buscara alternativas y ahí estará la bicicleta de primera”, explicó Felipe Lan, promotor de Bicibus.

Agregó que nuestro país durante muchos años apostó por el carro como medio de transporte, lo cual generó en caos y presas, “algo tan sencillo como la bicicleta nos resuelve eso, nos da traslados más rápidos,  más ecológicos, económicos e inclusivos, es aspirar a una mejor calidad de vida”, dijo Lan

Bicibus impartió un taller a un nutrido grupo de belemitas, actividad en la cual se enseñó a los participantes los derechos y los deberes de los ciclistas que se transportan por la ciudad, esto con la finalidad de evitar accidentes.

Entre las normas básicas resaltó, estar siempre alerta para saber qué está pasando alrededor, ser visibles no solamente con chalecos y luces, sino con la actitud,  y respetar que abarca no hacer movimientos indebidos.

“La vía es compartida, no se trata de una guerra con los carros, la calle es de todos y tenemos que saber compartirla”, concluyó.

Anterior Novedoso centro infantil combina educación con agricultura y naturaleza
Siguiente Anécdotas de La Ribera

No Hay Comentarios

Deja un comentario